Hace  unas semanas nos llamó Leticia, madre soltera de dos niños y con ingresos inferiores a 600€, ABANCA estaba a punto de deshauciarla.
Presentó la solicitud de abogado de oficio y justicia gratuita y comenzamos las negociaciones con ABANCA a la vez que  reuníamos la  documentación necesaria para el presentar el escrito de la Ley 1/2013, de 14 de mayo, de medidas para reforzar la protección a los deudores hipotecarios, reestructuración de deuda y alquiler social, en el Juzgado.
Leticia  había  firmado una hipoteca y un crédito puente para adquirir una  vivienda  junto con su ex-marido, el cual se desentiende y no le  pasa la  pensión ni paga su parte de la hipoteca.
Debido  a esto y a la crisis en España, Leticia no ha podido hacer frente a ambos pagos; lo que más le  preocupaba era el préstamo puente ya que su hermana y su  ex-cuñado son  avales, y si ella no paga el excuñado presiona y chantajea a  su hermana, lo cual le causa una gran aflicción que Leticia no es capaz de  asimilar.
Debido a esto y a la negativa rotunda de ABANCA de asumir el  préstamo  puente ella ha preferido un acuerdo de pago de dicho préstamo  ya que  estaba a punto de ir de juicio porque llevaba 4 meses de retraso. Dicho  acuerdo rebajaba la cuota del préstamo de 330€ a 100€ y la  posibilidad  de no pagar algún mes si no podía, siempre y cuando avisara a  ABANCA  para que no hubiese problema, también podía ingresar más al mes  para  poder amortizar antes. El acuerdo de dicho trato quedo reflejado en  un  correo de confirmación y en otro donde se nos indicaba que la cuenta  ya  estaba desbloqueada y que podía hacer los pagos, al día siguiente de dicho aviso Leticia hace el primer ingreso de 150€ y enviamos un correo donde se especificaba que, según lo acordado ingresaba 100€ para la cuota del mes y 50€ más de amortización. Unas horas después se  recibe  un correo de ABANCA pidiendo que Leticia fuera ha hablar con ellos y ante  nuestra sorpresa y enfado, rompen el trato y pretende obligarla a hacer un  préstamo  nuevo y con los mismos avalistas, algo a todas luces imposible  debido a la pésima relación con su ex-cuñado.

Por todo esto hemos  decidido ir a por todas:
EXIGIMOS CONDONACIÓN TOTAL DE LA   DEUDA: LOS 7.000€ QUE LE QUEDARON DEL DESAHUCIO Y LOS 16.000€ DEL PRÉSTAMO PUENTE  a  la vez exigimos alquiler social en la misma vivienda, una vez pase el  periodo de protección del 1/2013 (y sus posteriores ampliaciones) de  5 años.

A partir de hoy no cesaremos en manifestarnos y anunciar en los medios, este y otros casos que están en la mesa de ABANCA.

Por lo tanto, entendemos que la política de BANESCO en España es desahuciar a las familias más vulnerables utilizando a la entidad ABANCA con este fin.